El restaurante del ataque al corazón

Los norteamericanos son los reyes de la comida basura, y eso se refleja en la cantidad de establecimientos fast food que recorren el territorio estadounidense. Sin embargo, existe un restaurante que destaca sobre todos ellos. Hoy, en el Blog de Hamburguesas Pamplona, hablamos del “Heart Attack Grill” (en español el restaurante del ataque al corazón). Situado en Las Vegas, maneja una temática de hospital donde el dueño es el médico y las camareras son enfermeras sexys que “recetan” la comida a los clientes, los cuales nada más entrar son vestidos batas típicas de hospital que han de ponerse. Sí, esas con la apertura por detrás.

Imagen

No obstante, esto no es lo que más llama la atención sino el menú. Su gama de productos no podría adecuarse más al nombre del restaurante. Tiene un récord por la hamburguesa más calórica del mundo: ¡10.000 calorías! Teniendo en cuenta que una persona normal y en su sano juicio consume unas 2.500 al día saquen sus propias conclusiones… Esta hamburguesa está compuesta por cuatro filetes de carne, 20 trozos de tocino, 8 lonchas de queso, cebolla roja, tomate y salsa. Todo por supuesto embadurnado en aceite de manteca.

Cada propuesta del menú engorda de solo pensarla. Ellos sí que saben cómo construir la hamburguesa perfecta: Single Bypass Burger, Double Bypass Burger, Triple Bypass Burger, Quadruple Bypass Burger… ¡hasta Octuple Bypass Burger!. (La Quadruple ByPass Burger obtuvo el récord mundial antes de que introdujeran a sus hermanas mayores) Y sí, habéis leído bien, las hamburguesas se llaman Bypass, y todo lo que sirven está apodado con nombres de enfermedades relacionadas con la obesidad. (Coronay Dog, Flatliner Fries…) Recetan también un menú para veganos: Fumar tabaco.

Imagen

Pero la cosa no acaba ahí. Si vas a pedirte la Quadruple Bypass Burger o alguna otra superior, piénsatelo. Si no consigues terminártela acabarás en medio del restaurante y una enfermera te pegará con una pala en el culo. Si eres algo parecido a un toro miura y la acabas, estás de suerte porque las enfermeras te llevarán en silla de ruedas hasta el coche. Además, si pesas más de 158 kg eres algo así como “cliente VIP” y podrás comer ilimitadamente para siempre (A no ser que adelgaces, claro).

¿Piensas que es una locura, verdad? Tal es la magnitud del restaurante que ya ha muerto un cliente en las instalaciones. En febrero de 2012 un “paciente” sufrió un infarto de miocardio mientras comía una hamburguesa triple y en abril del mismo año, otra persona tuvo que ser trasladada al hospital por una situación similar. Un año después, fue un trabajador del local de 260 kg que murió por un ataque al corazón.

¿Y tú?, ¿Te atreverías a visitar este restaurante?